Seleccionar página
DESCUBRIR EL ESPARTO

DESCUBRIR EL ESPARTO

MIS RAICES Y EL ESPARTO.

Hace ya unos cuantos años, a finales de los noventa, el patriarca de la familia enfermó. Ahora dime tú, si eres de esas personas que llevas toda la vida trabajando, que sin tener tu rutina diaria te sientes perdido, no te queda otra que re-invertarte. En su empeño por estar ocupado, una servidora descubrió el esparto.

 

HABÍA OÍDO HABLAR DE ÉL, PERO NUNCA LE PRESTÉ ATENCIÓN.

 

Lo típico, te cuentan alguna anécdota de su infancia, intentas visualizarla o hacerte una idea de lo que te están hablando y luego guardas en tu memoria aquello que te ha llamado más la atención. Creo que no se me quedó mucho de aquello que me contaron pues al no conocer que tipo de “hierva” me hablaban, fue como hablar a las paredes, vamos “nada de nada”.

Cuando era una quinceañera se pusieron de moda los capazos y cestos. Aquel verano todas las chicas parecíamos representantes de cestos. Que cosa más exagerada, es que no pasabas desapercibida, ibas con un “cestorro” casi más grande que una, con tu toalla y la crema para el sol, y bueno si me apuras un libro y una botella de agua. Recuerdo que el cesto me duró dos temporadas de verano, y bueno, no fue del todo barato, así que aún mejor.

En el verano del 98 mi padre se puso enfermo, “jodido” para que me entiendas, no se permitió practicar el aburrimiento. Le dio a la cabeza y se las ingenió para que sus sobrinas del pueblo le mandaran un buen cargamento de esparto.

Que coño vas a hacer con esto?. -Tú espera y ya verás!

Cuando vi que se liaba a contar tiras y a hacer grupitos con ellas, pensé que estaba perdiendo el tiempo. A medida que esas “hiervillas” iban cogiendo forma, comprendí lo que me dijo mi padre de ESPERA Y YA VERÁS.

Que guay, que cosa más hermosa y a la vez sencilla. No me lo podía creer que se pudiera conseguir tal resultado. Las horas en el balcón haciendo pleita se convirtieron en su terapia. Lo que en esos momentos su mente pensaba, sólo lo sabe él, pero te aseguro que se convirtió en producción casera de bolsos.

Bolsos para toda la familia, cestos y capazos a “go go” y bueno ya no te cuento cuantas cestas de pan se puso a hacer, aquello era como un no parar.

 

Ahora miro con otros ojos los precios de los capazos de los mercadillos artesanales y me doy cuenta que los están regalando.

Te invito a que conozcas el trabajo que hace mi padre, que casi a sus 80 años sigue practicando. Un trabajo que si se tuviera que cobrar por el tiempo de elaboración no se podría pagar. No te puedes imaginar la de horas que se necesitan para elaborar cualquier creación por muy sencilla y pequeña que sea.

 

♥ ♥ ♥ Una pequeña muestra ♥ ♥ ♥

 

 

Aunque hoy no te he presentado un video-tutorial de costura creativa, me ha parecido interesante presentarte otro tipo de artesanía bastante cercana a mí. No descarto aprender algún día, conozco el funcionamiento, pero a día de hoy todavía no me he puesto a ello.

Te mando un beso enoooooorme y te agradezco que me acompañes en esta nueva aventura, cuídate mucho y disfruta cosiendo o como no, creando. Hasta pronto, bendiciones, Susanna.

APRENDE A TENER UN COSTURERO ORDENADO Y EFICIENTE

¿COSER Y ESCRIBIR?

¿COSER Y ESCRIBIR?

QUE VENGAN Y ME LO DIGAN A MÍ, SI COSER Y ESCRIBIR NO ES COMPATIBLE!!!

No le tengo miedo a la hoja en blanco, pero cuando decides dar el paso de escribir y compartir tus textos con otras personas, uno de los objetivos es hacerlo bien y no ser una pesada que sólo cuente tonterías.

Reconozco que soy una persona que tiene mil cosas en la cabeza. Si me das un poco de tiempo, y  decides acompañarme, lo podrás comprobar. Mi objetivo es ayudarte y guiarte a crear proyectos. Te muestro como los hago, para que luego tu sola puedas darle rienda a tu imaginación y crees tus propias creaciones.

Al igual que cualquier principiante, mis inicios fueron duros, tuve que  practicar y practicar, probar, volver a repetir, incluso algunas veces tirar a la basura, al comprobar que el resultado de mi obra de arte había sido un desastre.

Creo que aunque en su día me hizo perder los nervios, cabrearme, chillar,….. Te aseguro que ha merecido la pena! Soy muy feliz con lo que hago, me da una satisfacción, me aporta un subidón de “NOSEQUE”  que me hace ser auténtica.

Y ya que se acerca la navidad y hay que portarse bien, quiero compartir contigo también esta felicidad, que te sientas WOW, que aprendamos juntas.

Descubrir a esa niña que llevas dentro, escucharla y empezar a crear cosas, es uno de los consejos que te doy para que sientas las mismas sensaciones que yo misma en persona he experimentado. Cuando lo consigas verás que tu manera de pensar cambiará por completo, empezarás a quererte más y aprenderás a valorar lo que haces. Regalarás detalles creados por ti, no tendrás vergüenza, no te preguntarás si les van a gustar o no porque te sentirás segura de ti misma!!!

Míralo de esta manera, les estás regalando tiempo, ese tiempo tuyo que es tan valioso y del que hoy en día escaseamos, y si a todo esto, le sumamos que lo estás haciendo con mucho esmero, con cariño, con amor,…. que más se puede pedir?

Estoy comprobando que coser y escribir es totalmente compatible. Es por esto que voy a seguir con mis objetivos, voy a seguir con mis metas y me voy a poner como reto coser y escribir para ti y para mí.

He superado la prueba del primer post, lo que parecía algo muy difícil al principio, según iba escribiendo se hacia ameno, que ilusión. Bueno y esto ha sido todo por hoy, que sepas que me alegra saber de ti. Cuídate mucho y disfruta cosiendo, un saludo grandote, bendiciones, Susanna.

APRENDE A TENER UN COSTURERO ORDENADO Y EFICIENTE